9 de enero de 2012

Generación Que Danza - En Espíritu y en Verdad.

En Espíritu y en Verdad es un equipo dedicado a ayudar a la iglesia a redescubrir la grandeza de Dios revelada en Cristo, y responder en vidas de genuina adoración. Empezó con un informal encuentro en Parral, Chihuahua. Un puñado de jóvenes de diferentes partes de México, hambrientos por conocer más a Jesús, insistimos a los pastores Enrique y Tita Bremer que nos reunieran para aprender acerca de adoración. Fueron dos días en Septiembre de 2001. Examinamos la escritura, oímos música, vimos videos y compartimos experiencias. Y adoramos... como nunca lo habíamos hecho antes. Regresamos a nuestros lugares de origen, pero no los mismos. Habíamos palpado a Dios. Cambió nuestra vida de adoración, y la de nuestras iglesias. A petición nuestra los encuentros se volvieron a realizar, una y otra vez, mientras más adoradores de todas tallas y lugares se sumaban a la ola. Del 2002 al 2005 las ciudades mexicanas de León, Puebla, Villahermosa, Monterrey, Pachuca, Hermosillo, Tampico y México DF así como ciudades en EEUU y España, han recibido estos encuentros. En el año 2003, tres noches de adoración congregacional en Vida Abundante de Parral, Chih., tuvieron como fruto el CD En Espíritu y en Verdad. Luego, en el 2004, los CD y DVD Encuentro, fueron grabados en el campamento masivo de jóvenes del mismo nombre en Irapuato, Gto. Más recientemente Ha Vencido, Ha Triunfado, fue grabado, o mejor dicho, capturado, en vivo, durante En Espíritu y en Verdad DF en Septiembre del 2005. Junto con miles de líderes de alabanza y pastores hemos sido revolucionados, renovados y direccionados hacia una vida y ministerio de apasionado amor al Cordero. Esperamos que lo mismo suceda contigo.

PORQUE DE ÉL, Y POR ÉL, Y PARA ÉL SON TODAS LAS COSAS. A ÉL SEA LA GLORIA POR LOS SIGLOS. ASÍ SEA.Romanos 11:36

LA VISION:

LEVANTAR, INSPIRAR Y EQUIPAR MINISTROS DE ALABANZA, QUIENES, A TRAVÉS DE SU DEVOCIÓN A DIOS Y SUS VIDAS CONSAGRADAS A LA EXALTACIÓN DEL CORDERO, SEAN INSTRUMENTOS PARA LA EDIFICACIÓN DE LA IGLESIA LOCAL Y LA EXTENSIÓN DEL REINO DE LOS CIELOS.

.