24 de febrero de 2012

A más castigo físico, mayor agresividad.


Hoy en día, los distintos sistemas judiciales, generan las instancias formales para la protección a las personas que solicitan ayuda, sean ciertas o no por la lucha de poder que ocasionan los conflictos de parejas, y la limitancia de estos mismos sistemas que detrás de un escritorio, sienten contar con el barómetro de quien dice la verdad o no. En lo personal, estos sistemas son meros tramites de quien utiliza mejor la condición de victimización ante un desconocido funcionario judicial. Indistinto de mi postura con respecto al tema, el dolor generado por estas instancias es tan grande, que quienes llevan el mayor peso, son nuestras hijas e hijos. Siendo ellos mismos los afectados con el poder logrado por una de las partes, normalmente la mujer; por derechos prácticamente naturales.
.
El hecho que varones, ejerzan su condición de Padres, es poco común para el mundo. En mi opinión, es todo lo contrario, cada vez mas los Padres toman y ganan terreno para que los dejen llevar a cabo esta digna función, no permitiendo que sea un día domingo con el cumplimiento de una pensión de alimentos a los hijos.
.
La violencia es menos física y se ha posecionado con fuerza la falta de respeto y el desmedro psicológico al interior de la familia. Esto genera la victimización con poder por una de las partes, incluyendo los excesos en el trato entregado a los niños.considerando "NORMAL", una cachetada, una tirada de pelo, palmasos, gritos, lanzar objetos, reacciones del momento con descontrol y torturas psicológicas como: no le digas a tú papá, etc. Para que opinar de quienes aceptan esta condición, los abuelos o familiares directos.
.
La actual legislación, deberá transformar los sistema o re adecuarlos, con las Tuiciones Compartidas, que en Chile están durmiendo desde el año 2006.
.
Carlos Saavedra Martinez, Papá.
.
A más castigo físico, mayor agresividad
.
La consecuencia del castigo físico es un aumento de la agresividad hacia padres, hermanos, otros niños, y finalmente a sus parejas.
.
En el pasado de los golpeadores hay golpes. Así lo indica un estudio publicado en la Revista de la Asociación Médica Canadiense (CMAJ, siglas en inglés), que señala que los castigos corporales aumentan la agresividad de los niños y puede cambiar áreas en el cerebro vinculadas al rendimiento en pruebas de coeficiente de inteligencia.

Los doctores Joan Durrant y Ron Emson analizaron investigaciones realizadas durante los pasados 20 años sobre castigos corporales y concluyeron que "sin ninguna excepción" la conclusión es un aumento de la agresividad hacia padres, hermanos y otros niños y posteriormente sus parejas.

PROBLEMAS MENTALES
"Virtualmente sin ninguna excepción, estos estudios desvelaron que el castigo físico estaba asociado con mayores niveles de agresividad" afirmaron la doctora Joan Durrant, del Departamento de Ciencias Sociales de la Familia de la Universidad de Manitoba y Ron Emson, del Hospital Infantil del Este de Ontario.

El estudio también indica que el castigo físico está asociado con problemas mentales como depresión, ansiedad y el consumo de drogas y alcohol.

REPETICIÓN DE CONDUCTAS
Los autores añadieron que "los resultados sugieren de forma consistente que el castigo corporal tiene un efecto causal directo en la exteriorización de comportamiento, ya sea a través de una respuesta reflexiva al dolor, modelización (se alienta este tipo de comportamiento con el ejemplo) o procesos familiares coercitivos". Es decir que el modelo aprendido en casa se repite en las relaciones futuras.

Según este informe, muchos problemas sociales podrían prevenirse si los mayores –padres y educadores- tuvieran en cuenta que el castigo físico tiene graves consecuencias , ya que no sólo puede cambiar áreas en el cerebro vinculadas al rendimiento en pruebas de coeficiente de inteligencia, sino que también aumenta la agresividad y la vulnerabilidad de la dependencia de drogas y alcohol.
.
Fuentes: Efe - © Protestante Digital 2012.
.